THE LIST

THE LIST

Chatos de la vida, con el objetivo de resumir todo este tiempo que llevamos chequeando y categorizando restaurantes,  hoy publicamos un resumen, para ver quién mantiene el okeyor y quién desciende  a los infiernos. Muchos de los locales que molaban hace unos meses, ahora ya no molan tanto, y otros que estaban despegando, ahora molan más. Tened en cuenta que este baremo es tan objetivo como “es mi gato y me lo follo cuando quiero”; poco a poco iremos haciendo revisiones de los sitios para que no se vengan demasiado arriba.

MANTIENEN EL TOPE DE OKEY

Pan Comido
Doña Petrona
Food Club
Casa di Sophia: Cuidadín con estos, porque los precios ya se van. El otro día volví a hacer un revisited y ahora los platos no bajan de 10 pavetes. Está bueno, pero hay que ir más de tres y pedir con cuidado. La Messi de los camareros ya no está. Otro día os cuento mejor.
L´Osteria
El Cuco
Gula
A Contracorriente
Mimmo: Siguen molando mucho pero son unos rancios que no han puesto la pegatina. Las pizzas van cambiando, pero sigue siendo asequible y estupendo.
Come y Calla
Casa Montaña
El Secreter
San Telmo
La Llorona
La Oveja Negra
La Finestra / L´Olegari: La cocina no es espectacular, porque no lo es, pero poder cenar varias pizzas con vino y choricito con pan recién hecho, y salir a siete pavos es espectacular. Yo siempre lo recomiendo a la gente que va por Ruzafa o Benimaclet.
Pink Flamingo
IO
La Tasqueta del Mercat
El Garatge: Han cambiado completamente la carta y ya no hacen pollo. Voy a hacerles un chequeo para comentaros el nuevo estilo, pero vamos, es un tope de okey de cojones.
La Greta
Taberna Tora:  Ahora es más complicado cenar en Tora que darte de baja en Vodafone, pero vaya, la comida sigue molando.

PLATOS GOLEDEN OKEY:

– Empanada de secreto de Doña Petrona
– Patatas en salsa de trufa de Tintofino
– Alcachofas carbonara de Food cClub
– Ramen del food Club
– Costillas ibéricas de Vermúdez
– Las hamburguesas del Taplá (nnooup, ahora son más caras)
– Delicia de patatas de Casa di Sophia
– Sepia con albóndigas de Gula
– Tartar vegetal del Bouet
– Montadito de pollo con salsa de boletus de Tanto Monta
– La Caponata del Mimmo
– Los tacos de La Llorona
– Ravioli de rabo de toro de La Tasqueta
– Las Dolmades del Argana (cerrado now)
– La pizza de bonito del Mimmo (no la hacen anymore)
– Tacos de atún rojo de Mercat Bar
– Postre artesano de naranja valenciana de Casa Montaña
– Secreto a la miel con pimientos de San Telmo
– Tarta de chocolate blanco de La Oveja Negra
– Albóndigas de La Greta

ASCIENDEN A TOPE DE OKEY:
-Taberna Miso: Las últimas veces que he ido han cambiado siempre la carta. Cocinan muy bien, cocinan a precio asequible y sorprenden. Además están en una zona en la que prácticamente hay que luchar contra los elementos, así que es mi apuesta fuerte de esta temporada, y los asciendo a primera.

PIERDEN EL TOPE DE OKEY:
– Taplá: La primera vez que fui, las hamburguesas costaban 8,70€. Yo quedé maravillado por la calidad precio, se lo recomendé a un montón de gente, y vi en ellos a los defensores de la hamburguesa a precio justo. Hace un par de semanas, unos colegas me dijeron que ahora las tienen a casi doce pavos. Muy bien, pues a tomar por culo la bicicleta, ahora sois casta. Habéis cogido algo hermoso y lo habéis tranformado en algo del montón por codicia. Fuera el okey.

– Alquimista: La calidad de la pasta sigue siendo brutal, y el rollo de que las sartenes salgan sin parar hasta que tú te rindes, es lo que define al sitio y lo hace guay. Ahora bien, el menú ha pasado de 18,50 a 20 pavetes y los vinos han subido mucho. No es barato. Okey fuera.

– Conservera: Me voló bastante la cabeza porque nunca había estado en un sitio así. Ahora en frío, pienso que cené muy bien pero que al final, esta gente solo abría latas, y me parece injusto que si el Patapuerca no tiene el tope, y otra gente que cocina y se lo curra más, tampoco…pues a volar.

– Taberna el olivo: Porque sí nano, porque se está muy a gustito, y hace mucho sol y todo está rico, pero deben haber cambiado de dueño o algo. Además de que tardan un cojón en servir, porque siempre está petado, la última vez me pusieron unos chipirones con más arena que el sobaco de un saharaui. Tampoco tienen muchos platos especiales, es cocina bastante de bar. Lo rebajamos a okey normal.

¿Qué dices, nano?